Stora Enso invierte 40 millones de euros para mejorar el rendimiento operativo y la huella de carbono para la producción de pulpa fluff

Stora Enso invertirá 40 millones de euros en nueva tecnología y en la reestructuración de su planta de producción de celulosa fluff en Skutskär, Suecia. El objetivo es aumentar la rentabilidad y mejorar aún más la huella climática del sitio, alineándose así con el objetivo de Stora Enso de proporcionar soluciones regenerativas.

La fábrica de Skutskär tiene una capacidad de producción anual de 540.000 toneladas. Produce pulpa kraft fluff, de madera dura y de madera blanda. El sitio emplea a aproximadamente 420 personas.

Redacción Alabrent

Stora Enso es el principal productor de pasta fluff de Europa. La fábrica de Skutskär produce pulpa de pelusa que se utiliza en productos de higiene como pañales para bebés, cuidado femenino y productos de protección contra la incontinencia para adultos, así como en telas no tejidas depositadas por aire como toallitas, servilletas y almohadillas médicas. La inversión en nueva tecnología de blanqueo respalda los ambiciosos objetivos climáticos de Stora Enso y mejorará tanto la eficiencia operativa como el rendimiento de la huella de carbono de la fábrica.

Con sus objetivos basados en la ciencia actualizados en 2021, Stora Enso se compromete a reducir las emisiones absolutas de gases de efecto invernadero de las operaciones en un 50% para 2030, alineado con el escenario de 1,5 grados. La transición a la nueva tecnología permitirá una reducción de la huella de carbono del 5% para los productos del sitio a través de la eficiencia energética y de recursos.

“Tanto con nuestros productos como en nuestras operaciones, nuestro objetivo es lograr el máximo rendimiento con un impacto mínimo en el medio ambiente. Nuestra fábrica de Skutskär ya está cerca de ser neutral en carbono y, a través de esta inversión, ahora estamos dando el siguiente paso importante hacia una contribución positiva para el clima. Además, las inversiones en mejoras tecnológicas agudizarán aún más nuestra competitividad en el creciente sector de productos de higiene”, dice Johanna Hagelberg, vicepresidenta ejecutiva de la división de biomateriales de Stora Enso.

La inversión permitirá reducir el número de líneas de blanqueo de tres a dos, mejorando la competitividad de costes y creando oportunidades de desarrollo futuro. Está previsto que la implementación comience en el primer trimestre de 2022, y se estima que la planta de blanqueo mejorada estará en funcionamiento en el segundo trimestre de 2023, seguida del desmantelamiento y cierre de la línea de blanqueo obsoleta en el segundo trimestre de 2024.

La fábrica de Skutskär tiene una capacidad de producción anual de 540.000 toneladas. Produce pulpa kraft fluff, de madera dura y de madera blanda. El sitio emplea a aproximadamente 420 personas.

Noticias relacionadas

Stora Enso España, S.A.

APARTADOS: Suministros para cartón ondulado y cajas, Suministros para envase plegable, Fabricantes de papel 28050 MADRID, España Más información